Las bodas de la princesa Diana

Las bodas de la princesa Diana

Diana de Gales solo se casó una vez, pero estuvo presente en cuatro bodas.

Diana Spencer quien acababa de cumplir 20 años se convirtió en princesa de Gales. Su pareja Carlos, tenía 32, aunque ella no quiso abandonar su soltería, finalmente tuvo que ceder a las presiones familiares para contraer matrimonio.

HACE 40 AÑOS EN QUE DIANA SE CONVIRTIÓ EN LA PRINCESA DE GALES

Después de la boda comenzaría un periodo de desencuentros que tendrían un final provisional con el anuncio de separación en 1992  y el definitivo, en 1996, cuando se firmó el divorcio.

La pareja tuvo dos hijos, Guillermo y Enrique. pero, como Diana confesó, que en su matrimonio siempre fueron tres.

La tercera en discordia seria Camilla Parker-Bowles, una novia de juventud del príncipe Carlos que, busco al príncipe Carlos.

Fueron años en los que el príncipe tenía una doble vida con Camila, mientras Diana se hundía en un pozo de depresiones y trastornos alimenticios. Ella, que ya se había convertido en la mujer más famosa y más admirada del mundo, no pudo soportar que su marido no estuviera, al menos, en la lista de sus admiradores.

El 28 de febrero de 1996, pocos días después de cumplirse el 15.º aniversario del anuncio de su boda, se encontraban legalmente divorciados.

Ambos eran libres de volverse a casar, pero solo un año y medio después, la trágica muerte de Diana cerró para siempre esa posibilidad para ella pero, para él, se abría la puerta de una nueva conquista. No de Camilla, quien tras ser novia se convirtió en amante y, de nuevo, en novia, si no de la sociedad británica, que consternada por la desaparición de la llamada princesa del pueblo, le culpó a este de ese trágico destino.

Parecía que nunca ocurriría. pero el 9 de abril del 2005, el príncipe de Gales, contrajo matrimonio con la que fue su amante Camila Parker.

El recuerdo de Diana impidió que la segunda esposa de Carlos recibiera el título de princesa de Gales y quien sabe si, en el futuro, llevará el de reina.

En noviembre del 2010, Guillermo, el hijo mayor de Carlos y Diana, anunció su boda con Kate Middleton y Diana volvió otra vez a escena. El príncipe obsequió a su prometida con el anillo de zafiro y brillantes con el que su madre se había comprometido con su padre. “Queremos que ella esté presente”, dijo Guillermo.

Unos meses más tarde, en la primavera del 2011, la pareja contrajo matrimonio en la abadía de Westminster con la notable ausencia física de la madre del novio que, de nuevo, volvió al recuerdo de cuantos la adoraron imaginándola feliz el día de la boda de su hijo mayor.

Y finalmente el 19 de mayo del 2018 fue el turno de Enrique, que ese día se casó con la actriz estadounidense Meghan Markle.

También en esa boda sobrevoló la memoria de Diana y más aún cuando Enrique empezó a comparar el acoso que sufría Meghan con el que padeció su madre. Enrique nunca superó la muerte de Diana y, ya que no pudo salvarla, trasladó su responsabilidad a la defensa de su esposa. Nadie sabe ahora si con Diana viva, el menor de sus hijos hubiera abandonado a los Windsor.

Así concluimos las 4 bodas que la princesa Diana estuvo aunque no presente en cuerpo, pero si en memoria y alma para sus hijos Ella nunca los abandono del todo y sus hijos lo saben.

Agregar comentario

Somos la única plataforma para la organización de bodas y eventos.
Porque sabemos cuánta ilusión tienes puesta en tu boda, te ayudamos a organizarla y a hacer que sea el momento más feliz de tu vida.

Contacto

Santa Cruz de la Sierra, Bolivia
¡Síguenos!
VELARDESCORP SRL © Grupo Velarde I Todos los derechos reservados